Actualidad sobre iluminación LED

Respuesta al artículo de Las Provincias del 26/01/2013

Articulo Las Provincias - 26/01/2013

Una vez más nos hacemos eco de un artículo de prensa, publicado esta vez en el diario ‘Las Provincias’ (http://www.lasprovincias.es/v/20130126/valencia/instaladores-electricos-rechazan-bombillas-20130126.html), el cual copiamos a continuación dando respuesta a cada uno de sus párrafos.

La asociación de empresarios instaladores eléctricos (ASELEC), rechazó ayer el proyecto del Ayuntamiento de renovar parte del alumbrado de la ciudad con bombillas LED de bajo consumo, en una iniciativa que puede contar con una subvención de la Diputación que puede llegar al 66% en algunas poblaciones.

Es evidente que la mayoría de instaladores eléctricos no ven con buenos ojos una nueva tecnología que hará que el coste de mantenimiento sea muy inferior a las tecnologías actuales. El presidente de la entidad, Enrique Ruiz, aseguró que habría que cambiar también la luminaria, además de considerar poco adecuado el modelo elegido. Existen multitud de luminarias como las tipo Villa o Fernandinas, entre otras, que son un clásico en la iluminación ornamental de muchas de nuestras ciudades, y cuyo cambio tardará muchos años en realizarse y en estos tiempos de crisis más todavía. Como ya hemos comentado en otros artículos de nuestro blog, eso quisiera la mayoría de los lobbies de iluminación, ya que el precio de una luminaria está en torno a los 500€ cuando una bombilla tan sólo cuesta unos 100€ y se amortiza en menos de un año.

La concejalía de Alumbrado ha colocado bombillas de este tipo en tres calles, con el propósito de comprobar su funcionamiento y elaborar un informe técnico. Están situadas en tramos de las calles Polo y Peyrolón, Ramón Gordillo y Periodista Ros Belda.

De las bombillas homologadas por la diputación, la concejalía tan sólo ha probado las de un suministrador. Estamos a la espera de que nuestras bombillas ASDELED, homologadas por 3 empresas, sean también probadas y analizadas rigurosamente.

Ruiz aseguró que existen «dudas acerca de la responsabilidad en el cambio de bombilla en caso de que se produzcan averías». El presidente de la asociación dijo que ya se han producido consultas de técnicos que han hecho este trabajo en otros municipios».

Antes, las bombillas se cambiaban y se tiraban. Nuestras bombillas de LED es evidente que en algún caso podían estropearse, pero poseen 5 años de garantía y se pueden reparar y volver a instalarse. Estamos seguros que el número de intervenciones por reparación será muy inferior a las de cambio de bombillas fundidas, con lo que el coste de mantenimiento, además del consumo, disminuirá drásticamente.

La bombilla LED tiene como propósito proporcionar la misma iluminación con un menor consumo. El problema es, explicó Ruiz, que la carcasa y resto de elementos de la farola deben ser «de la misma marca o compatibles con la bombilla».

Esto es como decir que la impresora de un ordenador Sony debería ser Sony, siendo esto un atentado contra la libre competencia. Es evidente que una bombilla de LED, al ir directamente a 230V y con la rosca E40 de siempre, posee una conexión más sencilla eliminando reactancias y balastos, y en todo caso un laboratorio como el Itaca, entre otros, puede homologarlas con cada luminaria.

En caso contrario, precisó, es más probable que se averíen o acaben dando serios problemas de funcionamiento.

Este comentario es fruto de la falta de información o el desconocimiento de como son las nuevas bombillas de LED. Proponemos al Sr. Ruiz dar gratuitamente a él y a sus asociados un curso de la nueva tecnología, el cual ya hemos impartido para instaladores en numerosas ocasiones. El mayor problema, en muchas ocasiones, obedece a que la nueva tecnología exige conocimientos electrónicos y no solo eléctricos, por lo que se pretende una formación adecuada de los instaladores, sobre todo, en los nuevos campos como son la regulación y sensorización que abre la nueva tecnología.

El Ayuntamiento ha destinado en sus presupuestos de este año una partida de 300.000€ para la colocación de este tipo de bombillas. Se trata de la única inversión en la delegación de alumbrado, que por cierto carece de dinero para la renovación del cable de cobre robado, un fenómeno que se ha extendido a todos los barrios.

Si tan solo ponemos como como ejemplo el puente del Angel Custodio que une Peris y Valero con la Alameda, y en el que se encuentran 14 luminarias con 9 globos cada una, existe un gasto de unos 150W por bombilla contando con la regulación de flujo. Estamos abiertos a realizar gratuitamente para el Ayuntamiento de Valencia una prueba en una de esas 14 luminarias, sustituyendo las actuales bombillas por 9 bombillas ASDELED de 45W, o quizás, sean suficientes 36W. Sólo con el ahorro energético generado en este puente, estamos seguros que se pueden comprar bastantes metros de cable de cobre o mejorar la seguridad para evitar robos.

Ruiz se refirió a un informe del comité español de iluminación, sobre la modificación de luminarias para sustituir sus «bloques por LED. Alerta de cómo afectan, tanto técnica como legalmente las modificaciones de luminarias ya instaladas con lámparas de descarga». El presidente comentó que «dada la creciente demanda de este tipo de propuestas, es importante saber que cuando se integra una lámpara LED en una luminaria existente, se modifica el diseño original, afectando por tanto a la garantía técnica y certificación de la luminaria».

Sobre este tema hacemos referencia al artículo publicado también en este enlace, perteneciente a nuestro blog sobre el Plan de ahorro energético de la Diputación de Valencia.

La Diputación tiene la intención de invertir 30 millones de euros en toda la provincia en la renovación de este tipo de alumbrado, a través de una central de compras ya en marcha. El asunto salió a colación en el pleno celebrado ayer en el ayuntamiento. El portavoz de Compromís, Joan Ribó, presentó una moción en favor de que se redactara una ordenanza para la regulación del alumbrado, sobre todo en lo que respecta al control del consumo y la contaminación lumnínica. Ribó comentó que la introducción de bombillas LED genera «ahorro pero también muchos problemas técnicos». Sobre el informe que debe realizar la concejalía de Alumbrado, pidió que se incluyan en las pruebas una valoración acerca de las propias luminarias, para incidir de esta manera en una de las cuestiones que subrayó Ruiz.

Es evidente que cualquier avance tecnológico requiere de nuevas normativas y valoraciones, pero no estamos en absoluto de acuerdo en que el cambio genere muchos problemas técnicos, pero si creemos que la elección de las luminarias y altura apropiadas es importante. Creemos que las luminarias ornamentales tipo Villa Fernandina y Globos, a menos de 6 metros, son luminarias muy apropiadas para sustituir la bombilla E40 por otra de LED de muy inferior consumo y cuya amortización se realiza en alrededor de un año.

El concejal de Alumbrado, Juan Vicente Jurado, dijo por su parte que la factura eléctrica del ayuntamiento, en lo que respecta a las farolas, es menos que en 2004, para subrayar así la política de ahorro impuesta. Habló de los reguladores de flujo, así como de la sustitución de bombillas por otras menos potentes. Sobre las pruebas de las LED, reiteró que se trata de una mera prueba, al igual que comentó el vicealcalde, Alfonso Grau, pendiente de aceptación.

Esperamos que D. Juan Vicente Jurado acepte nuestra propuesta y en breve podamos comparar nuestra solución homologada por la Diputación con las bombillas actuales.

En resumen, y según nuestra opinión, las bombillas con rosca E40 y E27 tienen una larga vida en luminarias ornamentales y clásicas, si bien estamos de acuerdo que según el tipo de luminaria el diseño de la bombilla es importante, y esto bajo nuestro punto de vista, es un fallo al no permitir en el concurso de la Diputación presentarnos con varios tipos y limitarlo a uno solo. Como hemos comentado en este blog, creemos que es preferible la sustitución por bombillas de LED  que no el apagado de muchas luminarias tal y como se está realizando en la comunidad.

Para finalizar, estamos seguros que muchas de las soluciones actuales de LED, como la sustitución de la bombilla por módulos de LED, plantearán problemas en un futuro a medio plazo ya que no hay un estándar todavía de módulos de LED; la industria lo está desarrollando y creemos que estará listo este año. Estamos dispuestos a tener una conversación en cualquier medio público con el Sr. Enrique Ruiz o cualquier otro interlocutor apropiado para contrastar nuestras opiniones, y quizás ponerle al día de conceptos y estándares que seguro esta tecnología va a imponer.

Respuesta al artículo de Las Provincias del 26/01/2013
Valora este artículo

Etiquetas:

2 comentarios

  1. Es un gravisimo error tecnico sustituir tal cual las lamparas de sodio actuales por lamparas de LED, hay que tener en cuenta un monton de factores como el diseño de luminaria..etc
    Desde la asociacion nacional de fabricantes de luminarias, ANFALUM se hizo un dictamen tecnico informando del grave error al hacer este cambio, entre otras cosas la luminaria perderia su garantia y certificacion. Esta bien que hayan recitificado y se lo piensen, hay que hacer un estudio de la luminaria entera con la nueva fuente de luz

Comparte tu comentario con nosotros